Esta pequeña es un claro ejemplo de que aún pueden producirse milagros.Apareció en una cuneta tirada con una patita trasera rota y la otra mordida por un perro;además se le contabilizaron hasta 21 picotazos de aves.Fue recogida en esa situación tan dramática y a pesar de todo lo padecido salió adelante.Ella es una gatita muy buena y dócil que adora el trato humano ,buscandonos y llamando nuestra atención con leves maulliditos (de ahí su nombre).Busca un hogar definitivo donde poder dar todo el amor que desprende con su mirada.

Contacto: Carmen
Email:
jardindeciencias@hotmail.com
Telefono: 649 / 077 673