Covadonga apareció un buen día en una colonia comiendo con los otros gatos, la habían abandonado, era casera con buen carácter. Cova es una gata fuerte, otra se hubiera derrumbado pero ella que es muy lista, se adaptó a su nueva situación. Vivía más o menos sin muchos peligros, pero como no estaba castrada trajo al mundo alguna camada que moría sin que ella pudiera hacer nada. De la última pudimos salvar a su bebé y ahora es un gato feliz y esta adoptado. Como todo cambia en esta vida, y no siempre para bien, llegó el momento de sacar a Cova de esta situación y se la cogió para castrar, y con el buen carácter que tiene, a veces algo cañero, se quedó en la asociación, y ahora busca un hogar donde pasar el resto de su vida .Es negativa a inmuno y leucemia, esta castrada, desparasitada y vacunada. Si quieres conocerla, llamanos!!!!