Kenia es una gatita buena y tranquila, la encanta jugar con ratoncitos y pelotitas. Se sienta a tu lado en cuanto puede para que la rasques la barriguita y siempre que puede te pide un poquito de jamón york que la vuelve loca.