Humphrey vivía en los jardines de una urbanización de casita muy ricamente, ya que era alimentado y cuidado, hasta que un día le atropello un coche, rompiendole una de sus patas.

La persona que lo cuidaba en la calle, lo recogio y lo ha cuidado hasta que ha estado recuperado.

Ahora ya está listo para adoptar. Es bueno y cariñoso, aunque a veces es algo brutote.

Está castrado, testado siendo negativo a leucemia e inmuno, vaunado y desparasitado.

Si quieres conocerle, no lo dudes, escribenos.

 

Contacto:
Email:
adopciones@madridfelina.com
Telefono: 628111239