friskies
Adoptamos a Friskies, aunque ahora la llamamos Nica. Para nosotros es un encanto, es muy, muy tranquila, a menos que se ponga a jugar con nosotros, o con sus juguetes preferidos. Aunque al principio es muy miedosa, ya se deja acariciar y es muy mimosa; en el momento en que nos oye se viene ronroneando. Come muy bien, y creemos que está muy feliz.